5min2

La imaginación una herramienta poderosa, los sueños de cosas imposibles en los juegos, aquello que perdemos a medida que crecemos, la realidad del mundo adulto que considera inverosímil todo lo que creíamos de pequeños. Las historias infantiles nos remiten a colores, formas, situaciones que son imposibles de creer desde la muralla adulta, por eso esta semana nos sumergimos en el universo infantil de Supervisor de Nubes libro de cuentos para niñas y niños que escribió Wilberto Palomares un adulto que no lo es tanto, al menos eso parece.

Sabemos que Wil ha colaborado en suplementos culturales como Ágora del Diario de Colima y El Comentario Semanal, que formó parte del grupo de escritores del Encuentro de Cuento en Comala en su edición 2016, que de formación estudio Derecho pero el escritor ha estado ahí, ahora también a través del activismo con Avión de Papel A.C. agrupación de jóvenes dedicada a la creación y difusión de las artes, con un enfoque incluyente ocupados por contribuir al desarrollo cultural de Colima, realizan diversas actividades como talleres de creación, exposiciones y muestras plásticas.

Son siete historias que con un tono melancólico nos remiten a imágenes preciosas que seguramente nos han pasado por la cabeza en alguna ocasión: amigos imaginarios, libros en blanco que escriben las aventuras que quisiéramos vivir, leyendas sobre personas que por alguna razón se convierten en figuras de piedra, ángeles que descubren que no han olvidado las palabras. Si, seguramente las hemos imaginado, pero Wil las dibuja y describe hasta que podamos sentir que las tocamos, que vemos sus colores.

Mención aparte merece el cuento que da título al libro ese trabajo de supervisar nubes ha cautivado toda mi atención, Iván tocó mi duro corazón de adulta y me sacudió ¿Cuándo dejamos de soñar? ¿Hasta dónde llega la inocencia y la ilusión? Que bello acto el de dar color a las nubes, asignarles tareas, nombrarlas, reconocer que los humanos necesitamos de nubes negras para atisbar las tormentas.

La forma de narrar de Wil es cautivadora el relato se desliza como mantequilla mientras volamos entre nubes, y viene la tormenta, sin duda la historia de Iván y Lucy la aprendiz de supervisora de nubes nos demuestran que a pesar de ser un número más a la lista de empleados, el corazón es necesario en todo lo que realizan.

Estoy convencida de que es un libro de cuentos para niños que los adultos deben leer.

Supervisor de Nubes tuvo su primera edición en 2015 fue editado a través de Conaculta y tuvo un tiraje de 300 ejemplares que se repartió en Salas de Lectura y a niñas y niños que asistían a charlas de presentación de libro.

Para esta segunda edición el libro cuenta con ilustraciones de Alejandra Herrera y está editado por Puertabierta Editores.


Universo 94.9

Somos la Radio de la Universidad de Colima, México. Usando como distintivo XHUDC-FM, Universo 94.9


radio@ucol.mx

+ 52 312 31 610 53



Entradas Recientes